InicioBreaking newsLos niños son los más vulnerables ante la insolación vehicular

Los niños son los más vulnerables ante la insolación vehicular

Es importante comprender que los niños son más vulnerables a las olas de calor que los adultos, ya sea que usted sea padre, cuidador o espectador. La temperatura corporal de un niño aumenta de tres a cinco veces más rápido que la de un adulto.

Cuando se deja a un niño en un vehículo caliente, la temperatura de ese niño puede aumentar de manera rápida y mortal. El golpe de calor comienza cuando la temperatura corporal central alcanza aproximadamente 104 grados. Una temperatura corporal central de alrededor de 107 grados es letal. En 2018, 52 niños murieron de insolación vehicular.

OCHO SIMPLES PASOS PARA PREVENIR LAS MUERTES DE CALOR:

  • Nunca deje a un niño en un vehículo sin vigilancia, incluso si las ventanas están parcialmente abiertas o si el motor está en marcha y el aire acondicionado está encendido.
  • Adquiera el hábito de mirar el vehículo (adelante y atrás) antes de cerrar la puerta con llave y alejarse.
  • Pídale al proveedor de cuidado infantil que llame si el niño no se presenta para recibir la atención que se espera.
  • Coloque su bolso o maletín en el asiento trasero para asegurarse de que su hijo no se quede accidentalmente en el vehículo.
  • Escriba una nota o coloque un animal de peluche en el asiento del pasajero para recordarle que hay un niño en el vehículo.
  • Enseñe a los niños que un vehículo no es un área de juego y guarde las llaves fuera del alcance de los niños.
  • Si ve a un niño solo en un automóvil cerrado, sáquelo de inmediato y llame al 911.
  • Un niño en peligro debido al calor debe ser retirado del vehículo lo más rápido posible y enfriado rápidamente.

- Advertisment -

VEA TAMBIÉN