InicioBreaking newsSnowden quiere quedarse en Hong Kong y promete más revelaciones

Snowden quiere quedarse en Hong Kong y promete más revelaciones

El exagente de la CIA Edward Snowden, que desveló un vasto programa secreto de vigilancia por internet en Estados Unidos, prometió nuevas revelaciones y expresó su deseo de permanecer en Hong Kong y resistir a cualquier tentativa de extradición a su país, indicó el miércoles un diario de esa zona administrativa china.

«No soy un héroe ni un traidor. Soy un estadounidense», declaró Snowden en una entrevista de la cual el South China Morning Post (SCMP) publicó un adelanto en su página web.

Según el reporte del periódico, el exagente de la CIA y de la Agencia de Seguridad Nacional (NSA), de 29 años, está decidido a revelar «otros explosivos detalles» sobre los blancos de los programas de vigilancia estadounidenses.

Recibe nuestro resumen semanal de noticias, es gratis.

Justificó además su decisión de viajar a Hong Kong. «La gente que piensa que cometí un error al elegir Hong Kong se equivoca sobre mis intenciones. Nos estoy aquí para huir de la justicia; estoy aquí para denunciar la criminalidad», agregó, según el rotativo de lengua inglesa.

Prometió oponerse a cualquier tentativa de extradición a Estados Unidos, que estudia reclamarlo por haber filtrado secretos sobre cuestiones de seguridad a los diarios The Guardian y The Washington Post.

«Mi intención es pedir que los tribunales y el pueblo de Hong Kong decidan mi destino. No tengo ninguna razón para dudar de su sistema», declaró el exagente al SCMP.

El fundador de WikiLeaks, Julian Assange, aconsejó Snowden refugiarse en Rusia o en América del Sur, en una entrevista a la cadena rusa RT.

Interrogado sobre la declaración del portavoz de Vladimir Putin según la cual Rusia estaría lista a examinar una eventual demanda de asilo de Snowden, Assange respondió: «sería bueno examinar esta proposición o encontrar una oferta similar en América del Sur».

Snowden se encuentra «en una situación difícil en Hong Kong», agregó Assange a RT (Russia Today, cadena de lengua inglesa), sugiriendo que China podría aceptar extraditarlo a Estados Unidos en la hipótesis de que hubiera una petición de Estados Unidos a China.

Esta entrevista fue efectuada desde la embajada ecuatoriana en Londres, donde Assange está recluido desde hace cerca de un año.

Snowden, de 29 años, que trabajaba para la todopoderosa agencia estadounidense de espionaje NSA, reveló el domingo ser la fuente de las filtraciones sobre el programa secreto estadounidense de vigilancia electrónica, y una investigación fue abierta en su contra.

Dijo que hizo tales revelaciones porque no podía «permitir al gobierno estadounidense destruir la vida privada, la libertad de internet y las libertades fundamentales de las personas con ese sistema gigantesco de vigilancia que están construyendo secretamente».

Snowden se refugió en Hong Kong el 20 de mayo tras haber copiado los últimos documentos de la NSA que deseaba divulgar en Hawai, según el diario britànico The Guardian, al que dio una entrevista.

Muchos abogados en Washington están trabajando sobre el caso luego de que Snowden realizara las filtraciones.

Estados Unidos no ha presentado una petición formal de extradición a Hong Kong, ex colonia británica que conservó su sistema legal independiente cuando retornó bajo control de China en 1997.

Recientemente, China retomó el control sobre temas de defensa y relaciones exteriores y puede vetar decisiones sobre extradición adoptadas por las cortes de Hong Kong.

Según fuentes de prensa en Hong Kong, Snowden está buscando ser representado por importantes abogados expertos en temas de derechos humanos y casos de asilo.

Obtuvo el apoyo del combativo movimiento pro-democracia de la ciudad, que está preparando una manifestación para el sábado. Los organizadores, entre los que se incluyen abogados, marcharán primero ante el consulado estadounidense y luego ante la sede del gobierno.

«Podemos protegerlo. Estamos pidiendo al gobierno de Hong Kong defender la libertad de palabra» dijo el miércoles a la AFP Tom Grundy, portavoz de los organizadores de la marcha.

«No sabemos cual ley habrá o no infringido él, pero si el gobierno chino tiene la palabra final, no deben extraditarlo si se trata de un disidente político», añadió.

Una prolongada batalla judicial en torno al destino de Snowden amenaza los nuevos intentos de construir puentes entre China y EEUU, como lo mostró la reunión cumbre de fin de semana en California de ambos presidentes de esos países Barack Obama y Xi Jinping. La Unión Europea también expresó mucha inquietud por el asunto.

El portavoz de la Casa Blanca, Jay Carney, dijo el martes que Obama firmó una directiva ejecutiva pidiendo protección para quienes hacen investigaciones y denuncian supuestas irregularidades, pero que usan canales «apropiados», sugiriendo que no sean filtraciones a los diarios como hizo Snowden.

Carney no respondió a preguntas sobre Snowden y declinó referirse a las acciones que se harán mientras las investigaciones estén en curso. Pero en el Congreso estadounidense, el lenguaje fue más contundente.

El portavoz de la Cámara de Reprentantes, John Boehner, dijo por su parte que las filtraciones de Snowden son una violación «gigantesca» de la ley.

«Es un traidor», dijo Boehner a ABC News en una entrevista. «La revelación de esa información puso a los estadounidenses en riesgo. Mostró a nuestras adversarios cuáles son nuestras capacidades», dijo.

- Advertisment -

VEA TAMBIÉN